Para muchas personas una cirugía
de pérdida de peso representa un nuevo comienzo

Weight Loss Surgery (WLS)

Casi la mitad de los españoles tiene sobrepeso. Muchos han probado una dieta tras otra para perder peso. Pero llega un momento en que esto no funciona. A las personas que no adelgazan sino que engordan y no les funciona ninguna dieta, a menudo sólo les queda una opción: una cirugía de pérdida de peso, conocida también como Weight Loss Surgery (WLS). Es una intervención que reduce la cantidad de alimentos que puede ingerir y/o la cantidad de nutrientes que absorbe su organismo, por lo que usted pierde peso. En 2012 unas 7.500 personas optaron por una cirugía de pérdida de peso. El número de intervenciones aumenta cada año.
Leer más:

¿Qué tipos de WLS hay?

Las intervenciones restrictivas tienen un efecto reductor del estómago. En esta tipología se incluyen, por ejemplo, la banda gàstrica ajustable y la gastrectomìa vertical ("sleeve"). Otro tipo de WLS son las intervenciones malabsortivas. Estas intervenciones reducen la capacidad de absorción de nutrientes. Ejemplos de este tipo de intervenciones son el cruce duodenal y la derivación biliopancreática. Además, hay intervenciones que combinan ambas técnicas como el bypass gástrico.

Alimentación después de una WLS

Directamente después de una cirugía de pérdida de peso se prescriben temporalmente alimentos líquidos. Hasta que se pueda pasar a una dieta sólida, solo se pueden comer cantidades pequeñas. Para conseguir un resultado eficaz, es necesario modificar también el estilo de vida. Para ello es importante realizar suficiente ejercicio físico y seguir unas pautas saludables en cuanto a la dieta.

Además de una dieta sana, se debe utilizar diariamente un suplemento como complemento. Esto es importante porque la capacidad de consumir alimentos se reduce considerablemente después de una cirugía de reducción de peso. Además en intervenciones como el bypass gástrico, también se reduce la absorción de nutrientes.

Además de una dieta sana, se debe utilizar diariamente un suplemento como complemento. Esto es importante porque la capacidad de consumir alimentos se reduce considerablemente después de una cirugía de reducción de peso. Además en intervenciones como el bypass gástrico, también se reduce la absorción de nutrientes. FitForMe ofrece suplementos dentro de su gama que han sido desarrollados especialmente para personas que se han sometido a una cirugía de pérdida de peso. ¿Se ha sometido a una intervención de banda gástrica ajustable, o gastrectomía vertical (“sleeve”)? En ese caso, puede elegir el complejo multivitamínico WLS Optimum como complemento de la dieta. En función de su ingesta de productos de lácteos, puede ser necesario un suplemento de calcio. Si la ingesta de productos lácteos es baja, puede elegir WLS Optimum en combinación con Calcium Plus. ¿Se ha sometido a un bypass gástrico, cruce duodenal o derivación biliopancreática? Entonces es mejor que elija el complejo multivitamínico WLS Forte en combinación con Calcium Plus como complemento de la dieta.

Ventajas de los suplementos WLS

Los suplementos WLS de FitForMe están dirigidos específicamente a complementar su dieta después de una cirugía de reducción de peso. La gran ventaja de los comprimidos WLS es que además un solo comprimido al día es suficiente para proporcionar un complemento adecuado de su dieta. Los complejos multivitamínicos estándar no complementan suficientemente su dieta, por lo que tiene que utilizar varios suplementos al día.

Boletín de noticias

¿Desea mantenerse informado sobre WLS? ¡Suscríbase a nuestro boletín de noticias!

Nuestros productos

Consulte aquí la gama completa de suplementos FitForMe.